TEATRO DE LOS ANDES

En un sol Amarillo.

Actores: Lucas Achirico, Daniel Aguirre, Gonzalo Callejas, Alice Guimaraes.

Texto y dirección: César Brie.

Música: Sergio Prudencio, bolero de caballería de Sipe Sipe, Luzmila Carpio, himno deportivo <<sanos y fuertes>>.

Procedencia: Boliviateremotto

Luego de la función hablando con Lucas Achirico.

La obra En un sol Amarillo se estreno en el año 2004. El elenco se formo hace 16 años y está integrado por gente de distintas nacionalidades. Una actriz brasileña y tres actores bolivianos, el director que es argentino, César Brie, un administrador italiano y otra mujer italiana más. Del grupo inicial han cambiado muchas personas y solo cuatro continúan hoy en día de ese primer grupo.

Se formo con gente que había venido de otros países, César había estado 20 años en Europa, y los demás actores se habían formado también allí; ya sea de manera autodidacta, o recibiendo estudios académicos.
César había estado trabajando como dos o tres años con el Odín teatro y desde ahí había ido a Bolivia con la idea de formar un grupo. En agoto de 1991 se fundó El Teatro de los Andes en el pueblo de Yotala a 15 kilómetros de la ciudad de Sucre. Hasta la fecha la compañía produjo 17 obras que han sido representadas en Bolivia, América Latina, EE.UU., Canadá y Europa.

La obra En un sol Amarillo nació a partir de un terremoto que hubo en el año 1998 en Aiquile-Bolivia.teremmoto

Sobre su forma de trabajo

Lucas: Como grupo tenemos una rutina de entrenamiento donde explotamos el cuerpo y la voz; por que en el lugar donde vivimos no podemos permitirnos llevar escenografías, tratamos de no usar muchas cosas. Tratamos que un mismo objeto sirva en diferentes cosas; que signifique también otras cosas. Trabajamos mucho sobre las metáforas y nos preguntamos y nos respondemos mucho en imágenes, o en escenas, pero las respuestas siempre tienen que ser sobre la escena. En el escenario. Obviamente después podemos discutir teóricamente, pero sobre todo nos basamos en eso por que creemos que el espectador es fundamental.

¿Cuales son las motivaciones al abordar una temática?

Lucas: Normalmente a un trabajo lo agarramos porque tenemos necesidad (suficiencia) de tratar el tema. Por decirte, esta obra trata sobre el terremoto, pero comenzó con el pretexto de agarrar el tema de la corrupción que hubo y que hay todavía. Partimos de toda una serie de información sobre las personas que estaban en juicio y que se sabía que habían sacado una buena tajada de este terremoto. Entonces partimos de eso y era una lista demasiado larga, y de ahí comenzamos a buscar y nos fuimos al pueblo a recoger testimonios. Digamos que fue muy fuerte la motivación en este sentido. Primero el director nos propuso el tema y después fuimos por los pueblo preguntando, haciendo que nos cuenten sus vivencias.teremoto

¿Hicieron esta obra en el pueblo donde fue el terremoto?

Lucas: La hicimos. Ha sido extraño, pero lo lindo después de la obra, por que la hicimos en una cancha, en un salón, un pequeño coliseo, armamos todo el teatro y había demasiada gente. Es un pueblo entonces era todo un lío, pero después de la obra lo lindo fue encontrarse con las personas que nos habían contado. Y te encontrabas con alguien y te decía: que bueno lo que han hecho, eso es cierto pero además les falta esto y esto y esto… y empezaban a relatarnos todas las otras cosas no?, el tema era tan amplio que no lo puedes contar todo, no lo puedes abordar todo… por decirte, se vuelve surreal; han robado ataúdes; ha habido gente hasta un embajador de no se donde, un cónsul que según él ha pensado ya estará resuelto eso, y se ha gastado todo el dinero haciendo toda una fiesta para… y después ha dicho que había pensado que ya había pasado, luego de un año, y se gastó todo el dinero de las ayudas. ¿Cómo puedes contar eso?.

Su visión del teatro en Bolivia.

Lucas: Mira. El teatro en Bolivia está generando ahora mucho más movimiento. Hay nuevas personas, nuevos grupos jóvenes y además hace dos, tres años ha comenzado a funcionar una escuela de formación de actores que antes no había, antes en Bolivia el teatro no se consideraba, esta escuela tiene el reconocimiento legal, formal, del ministerio de educación o de cultura y esto es un paso bastante fundamental. Y como te digo hay nuevas personas, nuevas corrientes también que, digamos, un poco nosotros lo hemos liderado por que vivimos sólo de esto. El grupo es autosuficiente. Tenemos que viajar como cuatro meses al año para podernos financiar la estadía en Bolivia.

La esuela funciona en Santa Cruz y en relación a la cantidad de población hay pocos grupos, y el panorama en general es complicado por que el teatro todavía no se considera una profesión. Entonces digamos que para la gente nueva que está comenzando es un poco duro, entonces muchos dejan, pero otros con esta nueva ola, se esta creando un nuevo público también. Y es un comienzo que se esta creando, para lo que antes era desde unos cinco años ahora esta habiendo bastante movimiento.

Share on FacebookShare on Google+Tweet about this on TwitterPrint this page